lunes, 1 de noviembre de 2010

Madrid: Aguirre solo ha abierto 12 centros de salud de los 55 que prometió



La mayoría son sustituciones de ambulatorios viejos ya existentes - Dos de ellos no los ha pagado la Comunidad, sino el Plan E y el Ayuntamiento

2010-10-30


Era mayo de 2007, época preelectoral, momento de promesas, cuando Esperanza Aguirre presentó el programa con el que iba a concurrir a las elecciones. Un folleto de 50 páginas que, en la parte dedicada a Sanidad, aseguraba que iba a construir 55 nuevos centros de salud en la legislatura. En su mandato anterior había levantado 56. ¿Por qué no iba a poder hacer lo mismo? La crisis, entonces, no había asomado la cabeza. Ahora, a apenas siete meses de las nuevas elecciones, la Comunidad de Madrid lleva 12 centros de salud inaugurados.

Parece evidente que la promesa no puede cumplirse. Y sin embargo, la presidenta y su consejero de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty, se niegan a decirlo en voz alta. Al menos en público. Hace ya muchos meses que desapareció del discurso oficial lo de los 55 centros de salud. Ahora, inauguración tras inauguración, primera piedra tras primera piedra, lo que uno y otro repiten es que llevan tantos centros de salud construidos desde que Aguirre llegó a Sol. La última cifra es 68 (se mantiene inalterable desde junio). La recordó la presidenta el jueves, tras presentar los presupuestos del año que viene. A la pregunta de cuántos llevaba en esta legislatura, contestó que en 2011 abrirá 20 centros. A la repregunta de rigor respondió que no lo sabía.

Son exactamente 12. Y la mayoría de ellos son sustituciones de centros de salud ya existentes pero que se habían quedado obsoletos y saturados. Nuevos, lo que se dice nuevos, es decir, que atiendan con médicos, enfermeras y pediatras nuevos a pacientes que antes acudían a otros centros de salud, hay dos. El de Barrio del Puerto, en Coslada, se abrió en noviembre de 2009 para atender a la población de un barrio joven que no paraba de crecer. "Llegó 10 años después que muchos de sus vecinos", explica Tomás Arcos, de la Coordinadora de Asociaciones de Vecinos de Coslada. "Pero llegó". El otro es el de la calle Londres, en el distrito de Salamanca de Madrid. Como el de Montesa estaba saturado, parte de su población pasó al nuevo edificio.

Entre los diez restantes hay varias tipologías. Están los que llevaban años -muchos, en algunos casos- en barracones o módulos prefabricados: el centro de salud de Casa de Campo, en Madrid; el de La Garena, en Alcalá de Henares (cuatro años en un prefabricado) y el de Monterrozas, en Las Rozas. Y también los situados en pueblos que contaban con un consultorio pequeño y desfasado: Griñón, Titulcia, Cobeña, Morata de Tajuña y Guadalix de la Sierra.

En dos casos, las obras no las pagó la Comunidad de Madrid, sino el Plan E (Morata de Tajuña) y el Ayuntamiento de Las Rozas (Monterrozas).

Además de Morata de Tajuña, la Consejería de Sanidad ha acordado con otros municipios construir sus centros de salud con dinero del Fondo Estatal de Inversión Local, el conocido como Plan E. Es el caso de Arrojo de la Legua y Valdelasfuentes, en Alcobendas, y de Galapagar. Los tres se inaugurarán en los próximos meses. Fue la única manera que encontraron los Ayuntamientos de tener centro de salud tras años de espera para que la Comunidad los construyera.

De los 12 centros de salud ya abiertos, hay dos que tienen características especiales. El de Santa Isabel, en Leganés, se construyó (costó 19 millones y está integrado en el casco histórico de la ciudad, en un recinto singular) para sustituir a otros dos, Palomares y Pizarro, que cerraron. Las obras en el Sector III, en Getafe, ampliaron las instalaciones y la dotación del anterior, que se había quedado pequeño. El director general de Atención Primaria, Antonio Alemany, aseguró ayer que Sanidad considera nuevos todos los centros y que, en cualquier caso, siempre es preferible que los pacientes vayan al médico en prefabricados antes que seguir en centros muy saturados.

Sanidad nunca ha querido desvelar la lista de esos 55 centros que pretendía construir en esta legislatura. Decía que no la tenía cerrada. Sin embargo, sí contaba con ellos en sus previsiones, puesto que algunos aparecen en la lista que acompaña al decreto de área única, uno de los que desarrollan la Ley de libre elección. La Consejería de Sanidad detalla en el listado de zonas básicas de salud -en cada una hay un centro de salud, según recoge el propio decreto, publicado en agosto, en el artículo 3- al menos una decena de ambulatorios que aún no existen. Nadie puede elegir cambiarse a uno porque no han acabado de construirse o, directamente, lo único que hay de ellos es el solar que ocuparán en un futuro.

En Madrid capital hay varios ejemplos: Valderribas, La Elipa, Simancas, Quinta de los Molinos, Puente Alcocer, Butarque, Las Tablas, Montecarmelo. Están en la lista, pero en realidad no existen. "Hay una parcela cedida desde 2005 y un proyecto arquitectónico hecho y pagado desde entonces", se queja el presidente de la asociación de vecinos de Las Tablas, Lorenzo Álvarez. Muchos de los 27.000 habitantes de este barro se desplazan a Fuencarral o a Sanchinarro.

El Primero de Mayo, en Rivas, centro de salud prometido en 2005, tampoco existe pero está en la lista. Como el de Parque Oeste, en Alcorcón; Valdelasfuentes y Arroyo de la Vega, en Alcobendas, que se están construyendo; Las Margaritas, en Getafe y Dehesa Vieja, en San Sebastián de los Reyes. En muchos casos, los centros tienen las parcelas ya cedidas y los proyectos de construcción redactados, algunos desde hace varios años.

1 comentario:

Concejalía de Participación dijo...

En el caso de Cobeña, además, fue realizado con fondos del PRISMA, que si bien es un dinero que destina la Comundiad de Madrid a los ayuntamientos, realmente su fin es acometer obras municipales, no infraestructuras que debe de aportar la Comundiad de Madrid.
Además, como no había bastante con el PRISMA hubo que arrimar dinero municipal (unos 200.000 Euros)para terminar el citado centro de salud.